BLOGGER TEMPLATES AND TWITTER BACKGROUNDS »

jueves, 17 de septiembre de 2009

UN VIAJE PESIMO 3ª parte

Como ya habia dicho antes una de mis caracteristicas es ser rebelde. Me refiero a que meterme en problemas ya no me importa. He pasado practicamente la mitad del año en la oficina del director; a comparacion de Mel que su hermano siempre evitaba sus castigos, yo siempre estaba dispuesta a hacer una buena broma o vengarme, tanto que ya soy toda una experta.



Esa tarde Mel me habia contado lo que habia ocurrido mientras estaba desaparecia, tenia sed de venganza y yo no se lo iba a negar. Tenia claro que eso implicaba un regaño mas, un castigo mas y para mi mala suerte una mala nota; pero era mi deber apoyarla en todo y cuando digo todo es todo. Fue hace 2 años ya que hicimos un juramento; pero no cualquera, uno de sangre. Nos prometimos ayudarnos en todo, mas bien en las cosas malas, por que es lo unico que nos pasaba.



Esa noche cuando todos estaban reunidos en la fogata nos escabullimos hasta la cabaña del maestro. Para mi sorpresa estaba llena de objetos tan interesantes que no pude evitr detenerme y observarlos. Cogimos lo que necesitabamos y salimos para nuestra cabaña.



Nos sentamos en el piso y empezamos a planear nuestra estrategia.

-Kam, tu conoses mas de esto que yo, ¿para que es cada cosa?- pregunto Mel mas interesada en el plan que en lo que le iba a decir.

-Bueno, esto es lo que haremos: con la licuadora mesclaremos ojos de pez, algas marinas, sal y huevos de pescado; cuando esten dormidas entraremos, pero antes de untarselos pondremos crema depilatoria en sus shampoos. Y si quieres tambien ponemos escamas en el cajon de su ropa interior.

-Eres una genio.-dijo con una sonrisa macabra.- ¿A que hora?

-Mientras mas tarde mejor. Pero por ahora tenemos que hacer la mescla.



Y eso hicimos toda la noche. A las 11 que fue cuano por fin terminamos nos pusimos a dormis para estar alerta cuando fuera la hora.



Sono la alarma y nos paramos de un brinco, ya era hora, a las 3:30 nadie estaria despierto, era la mejor oportunidad que tendriamos. Con mucho cuidado salimos sin hacer nada de ruido, teniamos todo en una maleta; Mel insistio en que nos vitieramos de negro. Supongo que eso le da un toque de espia al asunto. Abrimos muy cuidadosamente la puerta. Todas estaban dormidas, con tapa ojos y con los ipods puestos. Al entrar al baño nos quedamos sorprendidas, havia maquillage por todos lados y todo estaba perfectamente en orden, asi que si tocabamos algo se darian cuenta. Lo hicimos todo con agilidad (gracias Mel por traer crema). Al final buscamos su bañador y por fin pusimos las escamas.



Hacer todo aquello nos llevo mas de 40 minutos, sumandole la tension; entre y me tire sobre la cama, me quite los zapatos y me acoste a dormir, no se si Mel hizo lo mismo ya que no tarde en quedarme completamente dormida.



La idea era que no nos descubrieran, pero al despertarme cai en la cuenta de que mi amiga ya no estaba y afuera se oian chillidos. me levante de un golpe y sali. El sol me sego por un instante y no pude ver lo que sucedia. Luego solo vi caos, a Mel en el piso a las carcajadas, con su bañador puesto, las chicas gritando y chillando; unas tiradas en el piso rascandose y otras tenian mechones de pelo en las manos. El maestro no sabia que hacer, ¿como controlar eso? Mire a Mel y de inmediato se paro y se acerco a mi.
-¿No te parece divertido?-y empezo a reir de nuevo.
-¡ESTAS LOCA!-tuve que alzar la voz- La idea era que no nos atraparan.
-Relajate, no pasara nada.-pero ni ella se tragaba esa mentira, sabiamos que eramos un iman para los problemas en especial yo. El ruido seso y alguien dijo:
-Fueron ellas.-Era Trisha. Mire a Mel que estaba sonriendo ampliamente.

El maestro nos cogio a cada una por un hombro y nos llevo para la cabaña principal. Sin decir nada agarro el telefono y llamo a alguien. Llamaba al director, de eso estaba segura. Rob habrio la puerta de un golpe, el maestro se giro asustado.
-¿Que haces aqui?-El maestro lo empeso a empujar hacia la puerta pero el se nego.
-Ella no tiene la culpa-dijo señalando a Mel. Como siempre, yo era la unica involucrada.
-Yo diria todo lo contrario señor Gray. La inocente es la señorita Crosby-dijo sin podre creer que por esta vez la culpa fuera mia. Rob me fulmino con la mirada; el me queria mucho pero cuando su hermana y yo eramos jusgadas yo siempre soy la culpable para el.
Pasara lo que pasara sabia que todo terminaria mal para mi. Rob logro convencer al maestro de que lo dejara permanecer con su hermana, se le sento al lado y la abraso, ella intento apartarselo pero no fue capas de admitir su culpa. No sentia recentimiento hacia eso, solo triztesa.

Despues de casi 2 horas alli, el maestro colgo el telefono. Se quedo meditando por un instante y luego dijo:
-Kamil tu eres una de mis mejores estudiantes, se que jamas harias nada asi. En nombre de la ciencia, ¡¡dime que no fuiste tu!!.-me suplico. Mire a mis amigos, En sus ojos vi las miradas suplicantes, Mel me pedia que no la dejara sola, cuando tantas veces ella lo hacia por que no era capas de confesarle a su hermano la verdad; y Rob, sus ojos me decian que ya era caso perdido, que su herman ya era culpable, me pedia que me uniera a ella, por solidaridad.

-Yo...-El maestro me estaba dando su confianza y mis amigos que siempre me dejaban afrontando esto sola, me rogaban que no hiciera lo mismo con ellos. ¿Que devia hacer? Tirar mi carrera y mi futuro al drenage o traicionar a mi unica amiga y a mi casi hermano.
Lo medite, mire cada aspecto de cada posibilidad.
-Lo lamento...-dije seria, esa era la actitud que asumia cada vez que tenia que afrontar los problemas, sus miradas estaban sobre mi. Tome aire y termine la frase- Yo la ayude.

La cara de compasion del maestro se transformo en una mascara de ira.
-Pues bien, quiero que ambas recojan todas sus cosas y se vayan de aqui.
Rob abrio la boca para reprochar, pero se callo al verme salir corriendo.

Las lagrimas empesaron a salir mientras corria, no sabia hacia donde, pero queria estar sola. Encontr una piedra detras de unos arboles y me sente alli, en silencio mientras nuevas lagrimas inundaban mis ojos. No estaba segura de mi decision, tenia que elegir y lo hice. Pero estaba empesando a dudar. Puse mi cabeza entre las rodillas y aprete los ojos con fuerza. Oi que alguien se sentaba a mi lado, me nege a abrir los ojos. Un brazo se poso al rededor de mis hombros y me pego a su cuerpo, supuse que era Mel y me recoste en su hombro aun con los ojos cerrados; pero
al recostarme cai en la cuenta de que era un hombre. Abri los de golpe, pero me relaje al ver a Rob. El estaba mirando el lago, parecia sumido en sus pensamientos; por primera vez no me importo estar entre sus brazos.

Despues de un largo rato en silencio le pregunte:
-¿Que haces?-fue solo un susurro, pero lo entendio claramente.
-Me di cuenta de que estos años te e juzgado mal-dijo sin retirar la mirada del horizonte. Lo mire extrañada, me miro de reojo y continuo- Me refiero a que Mel me conto lo que sucedio... y todas las otras veces... -entendia a que se referia, pero yo era su amiga ¿no? y solo ahora, cuando ya perdi mi futuro me lo dice. Frunci el seño y me aparte. Por fin se giro para enfrentarme.
-Kam tienes que entender que es mi hermana, es lo unico que me queda... por que mama ya no nos ama- se le quebro la voz y aparto la mirada, tomo aire y en un susurro dijo- Y tu lo sabes bien, mejor que nadie.
Me senti tan culpable que lo abrace, pase mis brazos por su cuello y me recoste en su hombro. El paso sus brazos por mi cintura y me apreto contra el con suavidad. Me senti extraña, una corriente electrica subio por mi espalda. Mi mente no pensaba con claridad; senti algo caliente en mi camisa, Rob estaba llorando.
Muy despacio me aparte de el y puse la mejor sonrisa que en ese momento tenia. El hizo lo mismo. Recorde el momento en el que me tuvo que cargar. Me acerque nuevamente y le di un beso en la mejilla. Luego me di la vuelta y me fui para la cabaña.

Mel estaba guardando todo, sin decir nada me puse a hacer lo mismo. Oi que me preguto algo, pero estaba tan sumida en mis pensamientos que no le respondi. Eran las 6 cuando nos montamos en el bus. Las malditas chicas esas nos miraban con cara de victoria y odio. Abby abrazaba a Rob, pero el seguia sumido en sus pensamientos.

Mientras nos alejabamos me di cuenta de que mi futuro tambien se quedaba atras y que tendria que empezar de nuevo. Pero algo tenia claro, lo que habia pasado con Rob, eso habia sido una muestra de amor y no tenia pensado enamorarme, por que eso es lo que me hacia tomar las desiciones correctas, ser una persona fria.

Perdon, esta entrada se mi hizo un poco larga... supongo que asi es mejor XD

1 comentarios:

Hibbyta dijo...

wow
que lindo y triste capitulo xd
Espero el prox
Besos!